HÁBITOS DE ESTUDIO

PAUTAS EDUCATIVAS PARA MEJORAR EL AMBIENTE DE ESTUDIO EN CASA

El panorama que tenemos actualmente es que nos encontramos con que nuestr@s peques desde muy temprana edad ya vienen a casa cargados de deberes, trabajos y exámenes que resultan complicados de integrar en la ajetreada vida de los adultos.

Surgen momentos de agobio y estrés porque vemos que no llegan a completar todas las tareas, bien porque son para el día siguiente o bien porque no saben organizarse el tiempo porque cuentan además con diversas actividades extraescolares.

PAUTAS EDUCATIVAS PARA MEJORAR EL AMBIENTE DE ESTUDIO EN CASA

A muchas familias les ocurre también en casa un caso muy común como por ejemplo:

“mi hij@ se pasa horas delante del libro y luego no saca la nota que esperaba”, “se esfuerza mucho, pero luego no se ve reflejado”, “se pone en la mesa, pero no hay manera de que se concentre”, en estos casos puede que haya detrás un problema en la organización y en el método con el que afrontan el estudio.

Sin un método adecuado, las horas de estudio resultan poco productivas y pueden conllevar malos resultados que en último término desmotiven a l@s estudiantes. No se trata de estudiar más, sino de estudiar mejor.

PLANIFICACIÓN

Aquí van siete propuestas que podéis aplicar en casa para mejorar el hábito de estudio, espero que os sean de utilidad:

1.- Planificar una rutina de estudio: intentar que el momento de estudio sea siempre a la misma hora y en el mismo lugar, para que vuestrxhijx pueda anticipar y saber sin necesidad de que se lo recordemos que a esa hora toca estudiar o hacer deberes, de esa manera se va a generar poco a poco el hábito en sí y le va ayudar a desarrollar la concentración.

Si van a haber cambios en este horario de estudio, es mejor indicarlo y avisarle con un poco de antelación.

De esta manera estamos evitando dejarlo todo para última hora o que se den ese atracón de estudio del día antes del examen que resulta ser estresante para ellos y poco productivo.

2.- Lugar de estudio: es mucho mejor estudiar en un entorno tranquilo y libre de distracciones, donde no tengan acceso a juguetes, consolas, móviles, tablets, etc.

En la mesa es recomendable tener solamente el material necesario de trabajo a utilizar: agenda, estuche, libros, libretas, apuntes y un vaso de agua, de esta manera evitamos que puedan escapar de la situación de trabajo para ir a buscar materiales y pierdan concentración.

¿CÓMO TRABAJAR?

3.- ¿Cómo trabajar?:

Antes de comenzar a estudiar, es importante que revisen las tareas que hay que hacer y los contenidos que van a repasar, y que pongan en orden las tareas a realizar:

¿qué hay que hacer primero?, ¿qué dejo para el final?. Es recomendable establecer pequeños objetivos que se puedan cumplir, no es lo mismo decir: “tienes que aprenderte todo esto ya”, que decir: “tienes que leerte una página y después subrayar lo más importante para destacar lo que has leído”, este último mensaje transmite de manera concreta la tarea a realizar y es más práctica.

Es mejor dividir la tarea por pasos y por complejidad, si vemos que la tarea o el tema son difíciles, intentamos simplificarla para que no aparezca el agobio y la frustración.

Se recomienda empezar por una tarea de dificultad alta – media, ya que es cuando están más concentrados y finalizar con una tarea más sencilla, cuando ya están cansados. Evitar que la tarea sea muy tediosa y prolongada en el tiempo para que vuestrx hijx que no caiga en el aburrimiento y quiera distraerse con otra cosa.

¿CUÁNTO TIEMPO?

4.- ¿Cuánto tiempo tienen que estar estudiando?: en la primera etapa de educación primaria (6 a 8 años) se recomienda trabajar por periodos de tiempo de 15 a 30 minutos como máximo, después hacer un descanso de 5 minutos para después retomar la siguiente tarea, de esta manera tienen un ratito para liberarse y alternan estudio y descanso de manera equilibrada. A partir de los 8 años y a medida que se acercan a la secundaria el tiempo de concentración va en aumento, de 30 – 40 minutos a una hora, por lo que es recomendable dedicar entre media hora y una hora a realizar las tareas.

Lo ideal es que estudien después de la merienda y antes de jugar o ver la televisión, ya que esas actividades son su tiempo de ocio y si es lo primero que hacen después de merendar, les va a costar pasar a una actividad menos atractiva como es estudiar, aparte de que ya están cansados.

Es mejor estudiar primero para después tener tiempo libre de ocio como recompensa a su esfuerzo.

Es importante también respetar el cansancio y las emociones del momento(enfado, rabia, frustración…), dialogando una solución consensuada que mejor se adapte al momento, no obligar.

COMPRENSIÓN

5.- Asegurarnos de que entiende y comprende la tarea que tiene que hacer:

Podemos guiarles en sus deberes a través de instrucciones: “explícame con tus  palabras qué hay que hacer” o «cuéntame cómo lo vas a hacer», que nos explique o busque alguna palabra si vemos que no sabe lo que significa, facilitarle información relacionada con la materia, ayudarles a hacer un esquema resaltando las ideas principales, etc.,

Todo ello les aporta recursos para que procesen por ellos mismos la información y aprendan de una manera más eficaz.

¿Qué ocurre si vemos que tiene algunos de los ejercicios mal o regular?

NADA, pensemos que lo más importante es que lo está haciendo de manera autónoma y sin necesidad de que haya alguien al lado que le vaya diciendo todo lo que hay que hacer, pensad que en clase están solos y solamente tendrán ayuda de su tutor o el compi de al lado.

También fomentar la costumbre de pedir ayuda aumenta la consciencia de las cosas que no saben hacer, si se lo hacemos todo nosotros no sabremos realmente en qué está fallando y qué debemos reforzar.

ROL DE PAPÁ Y MAMÁ

6.- Rol de papá y mamá:

Intentar siempre ser supervisores y guías, en ningún caso sustitutos del profesor ni facilitarle la tarea si sabemos que vuestrx hijx puede hacerlo sin una necesidad real de ayuda.

Hay que motivar, alentar y reforzar su comportamiento y su esfuerzo, y si se equivoca no castigar ni señalar con enfado sus fallos, siempre animarles a intentarlo de nuevo porque es lo que nos sirve para aprender y consolidar los conocimientos.

Hay chic@s que lo entienden todo a la primera y otros a los que les cuesta un poquito más. Hacerles ver que el estudio es su responsabilidad y que el esfuerzo da resultados. Adaptarnos a su ritmo de aprendizaje y de estudio, nunca presionar.

Que el tiempo de estudio sea un tiempo agradable, no una lucha ni una pelea constante.

Avisar siempre de que después de estudiar vendrá cualquier actividad agradable, como por ejemplo: pintar, descanso para merendar, 10 minutos de juego, media hora de parque, etc.

OTRAS OPCIONES

7.- Podemos trabajar de otras maneras las materias académicas: 

Hay muchas maneras divertidas y creativas de seguir aprendiendo lo que están viendo en clase:

  • fomentar la lectura consultando libros de su interés
  • crear curiosidad por un tema determinado por ejemplo, si le gustan los animales podemos animarle a que busque más información en una biblioteca, internet, Tablet, preguntando en clase…
  • realizar actividades culturales que podamos relacionar con lo que están viendo en clase visitando museos, exposiciones…
  • mientras estamos en familia comiendo o cenando hacer juegos de preguntas o de adivinanzas
  • reforzar la memoria, atención, planificación… con juegos y apps educativas.

Todo ello favorece un adecuado desarrollo cognitivo y complementa siempre el trabajo académico, la diversión no está reñida con el aprendizaje.

Familias, sé que lo hacéis lo mejor posible. Os animo a que pongáis en práctica estos consejos, lo importante es empezar e introducir pequeños cambios que seguro beneficiará a vuestrx peque y a la familia en general.

Más consejos

EN CUARENTENA POR EL CORONAVIRUS

Raquel Andrés Jiménez

Psicóloga General Sanitaria

Please follow and like us: